256 colombianos varados en aeropuerto de Sao Paulo por la emergencia sanitaria

Arnubia Narváez, una de los 256 colombianos varados en el aeropuerto de Sao Paulo, en Brasil, por el cierre de fronteras por cuenta de la emergencia.

Estos colombianos, que ya completaron 4 meses sin trabajo, llevan un mes varados en el aeropuerto internacional de Guarulhos sin que hasta el momento vean una luz al final del túnel. Niños y personas de la tercera edad también hacen parte del grupo.

“Estamos en momentos muy difíciles y de mucha angustia porque el consulado ayer se comunicó con nosotros y vuelve y nos informa que va a haber un vuelo el 10 (de junio), pero lo hace Avianca y debemos pagar 450 dólares por persona para poder viajar”, indicó.

Arnubia, que ya es residente en Brasil, lamentó esta situación y la calificó como angustiante y dolorosa. “Hemos intentado por todos los medios de que el presidente nos escuche (…) No queremos generar lástima, solo pedimos que nos ayuden para regresar a Colombia”, manifestó la mujer, que vendía ropa y comida típica colombiana en Sao Paulo.

“Queremos un vuelo humanitario real. Que utilicen el avión de la Fuerza Aérea, que es de los colombianos. No tenemos los 450 dólares por persona, estoy con mi esposo y mis hijas”, explicó.

Denunció, además, que Brasil los quiere ayudar, pero que el Gobierno en Colombia no ha hecho los trámites ni ha facilitado el regreso suyo y de los demás colombianos varados.

“El presidente y la Cancillería no han querido negociar (con Brasil) (…) Estamos dentro del aeropuerto y nos han ayudado mucho, no nos han echado”, agregó.

¿Cómo hacen para la comida?

Arnubia aseguró que no ha sido fácil el tema de la comida, pero que gracias al alma caritativa de algunos colombianos residentes en Brasil han podido alimentarse durante el trágico mes que han estado varados.

“Colombianos que llevan mucho tiempo en Brasil han hecho recolectas de comida y de implementos de aseo. Nos traen comida de iglesias, nos hacen donaciones”, dijo.